miércoles, 22 de mayo de 2013

ETERNO QUIJOTE CANYENGUE


Obra de Fabio Prieto

Un bandoneón rezonga
en la larga madrugada del barrio de al lado
alguien barre los puchos adonde quedan  
todavía dos o tres parroquianos
son almas que inútilmente intentan
vencer al final de la noche
que sobrevuela las terrazas

el zig zag de los pies que bailan la salida
la vuelta a casa
un auto que no arranca
la frente que busca en el volante a la almohada

un tren que llega tosco desde ninguna parte
una mina que no duerme de desromeo
y angustia y silencio
un perro que ata su voz al agujero
que cuelga del telón del cielo

el acoso de la fábrica del otro lado del día
cunetas hondas
ventanas quietas
acaso grillos

un tango de Alberto Bono

No hay comentarios:

Publicar un comentario